domingo, 31 de agosto de 2008

Esos pequeños detalles

Desde un primer momento, su historia parece la de un chaval americano más. Padres separados cuando él era aún un crío, madre soltera que lucha día a día para sacar a sus tres hijos adelante, compaginando su trabajo y sus estudios con la vida de sus pequeños.

Desde un primer momento, su historia parece la de un niño más destinado al fracaso o, como él mismo admite, “a una vida y un trabajo mediocres en los que no daría la talla”. Padre ausente, niño hiperactivo y profesores que le dejan muy claro que nunca va a triunfar en la vida.

Por eso, estas primeras impresiones que podrían parecernos decisivas para formarnos una idea sobre su vida futura, precisan de esos pequeños detalles. Unos matices que, aunque en muchas ocasiones son ignorados, pueden tornar una vida aparentemente predestinada en algo más. Y convertirla incluso en algo mucho mayor.

Son pequeños detalles...

...como el simple hecho de que en 1988 esta madre decidiera apuntar a su hijo en el club de natación donde ya estaban sus dos hermanas mayores,con el objetivo principal de darle algo que hacer y de que, de paso, le fuera perdiendo el miedo al agua.


...como ese momento imprevisible pero decisivo en el que un emprendedor e infravalorado entrenador de Baltimore decide adoptar a este extraño chaval de 11 años como su segundo hijo, al observar su increíble potencial. Pues, parodójicamente, toda su hiperactividad desaparecía cuando se metía en la piscina.

...como unas condiciones físicas que muchos considerarían inútiles e incluso risibles,como una envergadura de 2,05 m, una altura de 1,95 y, lo más importante, un tronco desproporcionadamente mayor que las piernas y una doble articulación en los tobillos que le permite realizar un movimiento mucho más amplio con los pies. Unas aptitudes aprovechadas al máximo en su disciplina.


...como su gran valentía al encarar su primera final olímpica (Sidney 2000) con 15 años, quedando en 5º posición, para, solo un año después, lograr su primer récord mundial en esa prueba. O su autoestima y afán de superación al decidir abandonar su casa y su familia y marchar con su entrenador de siempre a la Universidad de Michigan, donde éste había decidido trasladarse.

...como una de esas coincidencias que tanto nos gustan, como el hecho de que su nuevo club de natación en Michigan recibiera el nombre de Club Wolverine.

...como la gran humildad que le caracteriza y sin la cual seguramente no habría podido afrontar con tanta calma y tranquilidad el gran interés mediático desatado en estos, sus terceros Juegos Olímpicos, su segunda oportunidad de superar míticos retos como el de Mark Spitz.

...como tener siempre en cuenta la opinión de su adorable madre, a la que todos sus hijos conciben como un modelo a seguir.


...como su resignación ante una forma de vida en la que, como muchas veces él mismo ha admitido, no ha llegado a disfrutar como el resto de chicos de su edad. No obstante, esta rutina diaria fue acertadamente descrita en el programa de Gomaespuma “Pasando Olímpicamente”,como la vida de una ameba, basada en nadar, comer y dormir.

Unos pequeños detalles que se encuentran irremediablemente unidos a la, tantas veces mencionada en estos días, tradición milenaria que tiene China. Una cultura que ya ha quedado unida a la gran hazaña de este hombre: en las Olimpiadas inauguradas el 8-08-2008, tras 17 (1+7=8) carreras disputadas (entre series,semis y finales), ha conseguido las 8 medallas de las 8 pruebas que disputaba. Un gran esfuerzo que culminó el día 17-08-2008, aunque no sin momentos épicos,como esa final de los 100 metros mariposa, en la que consiguió rebajar el tiempo de su contrincante, el serbio Mirodlav Cavic (50.59 s) en una centésima, finalizando con 50.58 (¡).

Unos números que, supersticiones aparte, hacen empequeñecer las hazañas de otros tantos atletas que han pasado por la historia y de todos aquellos nadadores que durante estos días quedaron eclipsados por el baltimoreño: un total de más de 3000 metros nadados en 7 días en un tiempo que hace plantearse a muchos si no sería capaz de ganar el 1500 si se lo propone.

Son esos ínfimos recortes de su vida los que muestran su faceta más humana. Esa que él nunca ha deseado salpicar con su fama, pero que muchos pretendemos negar. Porque alguien así- nos decimos a nosotros mismos- no puede ser normal, ni tener una vida normal, con su familia sus amigos y su perro Hermann, como todo el mundo. Pero,al fin y al cabo, son los pequeños detalles los que, en su conjunto, descubren su grandeza. Pues son los que te hacen comprender cómo ese pequeño y delgado niño de Baltimore llamado Michael Phelps (30 Junio 1985) pudo llegar a convertirse en la aclamada figura del deporte que es en la actualidad.


Y, sin embargo, son esos pequeños detalles (¿me repito?), y no tanto sus grandes proezas, las que motivaron a mucha gente a que, durante una semana, decidiera no irse a dormir hasta haber visto en riguroso directo toda y cada una de sus pruebas. De madrugada, a solas, y con la televisión a mínimo volumen. Parece un panorama desolador, pero no creo que nadie hubiera podido sacarme del sillón en el que quedé incrustada, mientras luchaba como muchos otros contra al sueño. Por eso ni lo intentaron. Y hoy, al rememorar esas horas que pasaban tan lentamente en el reloj,esperando mientras veía el Eurosport en alemán, caigo en la cuenta de que dudo de que ninguno de sus insomnes seguidores se arrepienta ni un instante de la confianza depositada en él, ni de las horas de sueño perdidas y que jamás recuperó. Ni de los infructuosos intentos de hablarle a sus amigos de la emoción que se experimenta al ver sus carreras. Ni, por supuesto, de las constantes bromitas respecto a su jeta. Porque todo eso se vio ampliamente recompensado la madrugada del 17 de Agosto, cuando sentados ante la tele, asistimos, no sin sonreír, al momento en el que este gran nadador, nuestro ídolo, conseguía su objetivo, su reto. En ese instante, se me vino a la mente, que a esas horas ya no estaba en muy buenas condiciones, todo hay que decirlo, el famoso lema de Nike “Impossible is nothing”. ¡Qué pena que no es una de sus patrocinadoras!

Para muchos, seguramente la gran mayoría, la expresión de la cara de Michael Phelps durante esos segundos no tendrá mayor importancia. Se convertirá en otro detalle más de estas Olimpiadas de Pekín, marcadas por el exceso de instantes memorables y de grandes héroes. Sin embargo, puede que para otros, entre los que indudablemente me incluyo, se haya convertido ya en uno de esos pequeños detalles que te hacen sentir vivo y vulnerable frente a una simple pantalla de televisión y que, pasados unos años, recuerdas segundo a segundo, plano a plano. Y es que, como en otros grandes momentos de la historia contemporánea, muchos seguirán recordando qué hacían o dónde estaban en ese preciso instante, mientras veían cómo en la televisión un joven atleta hacía realidad su frase:"Dream as big as you can dream and anything is possible"


9 comentarios:

Imma dijo...

Ostras, tu resumen de la semana de natación olímpica es casi mi biografía... Casi, porque yo veía el Eurosport en castellano :-)

Rodasons

Carolina Bensler dijo...

Aunque de orígenes humildes, la cuestión está en saber acertar con las decisiones, y su madre lo hizo con lo de apuntarlo a natación. Si de lo contrario lo hubiera hecho a otra cosa, a saber qué habría sido de él, como muchos de los infinitos talentos que aún están por descubrir. Y vaya si lo hizo bien!! Es un nadador impresionante, da gusto verle nadar.

Como siempre digo, hay que saber aprovechar toda sy cada una de las oportunidades que te brinda esta jodida vida, por pequeñas que éstas sean.

kornikabrosalvaje dijo...

QUE ASKO DÁ SEPTIEMBREEEEE!!!

Locke dijo...

pero quien es este señor?

Las Entidades dijo...

Entigirl:Muxas gracias x los comentarios:P. Ya me temia yo que no hubiera ninguno...

Inma:Sí,la verdad es k yo tuve un pekeño problema al intentar entender algo en el Eurosport alemán,pero k se le va a hacer, no se pillaba en español...

Carolina:Totaalmente de acuerdo.Buen ojo tuvieron su madre y su entrenador.No pense que el post pudiera dar pie a una repuesta tan filosofica,joe.xDD

kornikabrosalvaje:Sip,septiembre es una mierda,pero aguantarse toca:p

Locke:Ya te vale,no me hagas hablar del señor calvo de tu foto...xD

Saludos!

Diabliyo dijo...

Te invito a formar parte de un proyecto de software para publicidad de sitios web.

Solo necesitas registrar tu blog/fotolog/metrolog/myspace/facebook/youtube o pagina personal y cumplir los puntos que se te indican para formar parte de este proyecto, la finalidad es incrementar tus visitas y dar a conocer tu sitio web en todos los sitios web del mismo ambito que tu.

Link al Proyecto: http://banlog.sie-group.net/

Carolina Bensler dijo...

SPAM SPAM SPAM SAUSAGES EGGS AND SPAM!

Conner Kent dijo...

ya ya todo eso está muy bien (y más que bien, he disfrutado con lo de la lectura) pero no se explica lo de las orejas... :)

Berliak dijo...

Carolina, chivataaa!!!

Bueno, a lo que iba... que el chaval estaba predestinado. Está visto que lo suyo es el agua. Lo mío la cerveza, jeje.

Por cierto, he dicho ¿cerveza?Podeis quitar el enlace a De cervezas... el blog ha expirado.
Vida a Pesadillas!!!

Un besote para los dos.
Repartíoslo como podais. ;D