lunes, 22 de octubre de 2007

Grandes Canciones de la Historia de la Humanidad: Edición “CH4”

Seguimos, nuestros queridísimos seguidores y aduladores incansables, con esta selecta selección seleccionada (jijiji) entre lo mejor de la extensa a la par que vergonzosa colección musical que posee la Entidad Masculina (servidor de Dios y usted). Esta semana toca de nuevo edición muy especial. ¿Su protagonista? Quién sino... ¡Mr. Metano!

Este sin par personaje de curiosas cualidades artísticas (que más tarde “exploraremos”, aunque no mucho por favor, que acabo de ducharme) tiene toda una historia a sus espaldas (ojo al doble sentido, que hoy estoy que me salgo). Ésta comienza en Gran Bretaña, hace ya unos cuantos años, durante una inocente sesión de yoga, en la cual este quinceañero artista se daría cuenta de su gran dominio sobre su “anillo rítmico”, como él lo llama, durante la ejecución de la posición del “Loto Completo”. Esto fue la llama que encendió la mecha. Al día siguiente, durante un almuerzo entre amigos, Mr. Metano les expuso su teoría y sus dotes artísticas: consiguió la asombrosa hazaña de tirarse 20 cuescos en un minuto. ¡Ah! ¿Qué no lo había dicho? La peculiaridad de Mr. Methane es que hace música de los sonidos que emiten sus cuartos traseros…con sus pedos, vamos, que no vamos a ser remilgados con esto…

Posteriormente, fue abandonando esta sana afición hasta que, con 18 añitos recién cumplidos entró a trabajar en la red de trenes inglesa. Y ahí, debido a lo aburrido que para él resultaba el trabajo, decidió animarlo con sus “Pantalones Trompeta”. Ahí, su carrera como flatulista terminó de despegar. Después de ser trasladado a otras dependencias ferroviarias conoció a Paul Genders, un compañero conductor que tocaba en un grupo de Soul/Blues llamados “Los Castores Chillones”, el cual le ofreció colaborar acompañando a la banda con sus únicas cualidades. Así, Mr. Methane se hizo archiconocido en la zona, tanto que se separó del grupo para lanzar su carrera en solitario. “Merry Methane” (un CD de villancicos), “Mr. Methane.com.-Anal Madness from the Man with the Rumbling Ring”…son sus 2 trabajos más conocidos (por no decir los únicos), entre los que se encuentran grandes clásicos como su versión del Lago de los Cisnes, o del Danubio Azul, denotando el gran gusto musical de este hombre del Renacimiento.

En la actualidad, Mr. Methane realiza espectáculos itinerantes, apagando globos con su flatulencia y demás. Se huele que prepara nuevo disco, esperemos que así sea, porque tal control de los esfínteres merece ser recordado y grabado en la historia de la música.

Canción de la Semana:Blue Danube”, que podrás oír pinchando aquí, y de paso ver por tus propios ojos que es totalmente cierto: ni efectos de ordenador, ni sonidos hechos con la boca…un micro en el culo y tejidos especiales, como mandan los cánones.

Seguiremos recomendando a Mr. Metano en el futuro, pero de momento con esa sencilla pieza ya nos parece suficiente. Si os entra el mono (o cualquier otro animal), aparte de tener también un gran dominio de los esfínteres, podéis meteros en su página web (http://www.mrmethane.com/) o descargaros los trabajos de este hombre de manera totalmente gratuita…e ilegal, algo que yo jamás recomendaré (¡aritnem!).



Esto ha sido todo por esta semana. La semana siguiente ésta, tu sección favorita, volverá con nuevas joyas que esperan ser descubiertas por el gran público, a la par que apreciadas. Y no os olvidéis, ninguna canción es grande si no se encuentra en... “¡Grandes Canciones de la Historia de la Humanidad!”

5 comentarios:

Locke dijo...

Eso si q es talento...y lo dmas son tonterias xD. Mola el traje ya q stamos.

Thor dijo...

Me encanta el final del post :ninguna cancion es buena...Jajaja....

gaby dijo...

Ya habia tenido el gusto de visitar la página del Sr. Flatulencia... La verdad es que su "arte" me ha dejado O_O.

Thor dijo...

Hoy ha salido en se lo que hicisteis por un mensaje enviado por un televidente ¿Quien ha sido?

Las Entidades dijo...

No sé, pero hay que buscar a esa persona desesperadamente, xDD.