miércoles, 20 de junio de 2007

Recuerdos Espaciales: Honor, Deber, Gloria, Combate y Victoria (Parte 2: la película)

Zack Snyder en ese entonces no era nadie. Sería alguien en su casa, pero desde luego que no para el público en general. Snyder trabajó mucho tiempo de director de publicidad y videoclips, trabajos donde se están curtiendo la mayoría de los grandes directores del futuro, a pesar de que a la crítica más seria le ripie admitirlo. Así, durante una conversación inofensiva con un amigo, surgió el tema de que “300 sí que sería un gran cómic para llevar al cine”, y esa idea se le quedó en el cerebro, a la espera de conseguir el prestigio suficiente para poder llevar a cabo semejante proyecto. Así que llega su ópera prima: nada más y nada menos que un remake de “Zombie” de George A. Romero, uno de los genios más reconocidos del cine de terror, rebautizado para la ocasión como “Amanecer de los Muertos”. Una tarea aparentemente suicida, ya que para que la crítica tome en serio a un director novel de cine de terror, o eres asiático (cine que como ya se preveía empieza a demostrar que no es para tanto) o eres un genio, con lo que más difícil todavía si revisitas una obra maestra del género.


Los críticos se deshacen en alabanzas con el film, y en especial con su realizador, al que no tardan en calificar de “revolucionario” o “visionario”. La taquilla tampoco es mala, sobre todo para el modestito presupuesto del que disponía. Los ejecutivos de Hollywood automáticamente le dan carta blanca para lo que puede ser, o su confirmación como genio, o su bajada del pedestal al que la propia crítica lo había alzado. Así que Snyder, sin cortarse un pelo dice “tengo un proyecto rondándome desde hace un tiempo...”


Sabe que “300” no puede rodarse igual que rodó “Amanecer de los Muertos”. Sus objetivos son radicalmente opuestos, pues mientras que ésta última debe respirar realismo asfixiante y terrorífico, “300” debe ser fantasiosa, un film que respire el áspero aire que respira el cómic, pero que parezca un sueño, una fantasía realista hasta cierto límite. Con las bendiciones de Miller, quien se convierte en uno de sus productores, comienza el rodaje, que parte con la ventaja de la tecnología desarrollada por Robert Rodríguez en su Sin City, otra adaptación de una obra de Miller, de temática radicalmente distinta, pero que es un continuo homenaje a las viñetas trazadas por el autor americano. Snyder quiere hacer algo similar, aunque quizás con algo más de entidad cinematográfica por sí misma, no como en el film de la ciudad del pecado, donde la extrema literalidad y fidelidad al material base lastraba en algún momento el ritmo propio de un largometraje, aún así espléndido.


Pero bueno, a lo que vamos. Después de tanto avance, tantos meses de post-producción y tantos (y tan buenos) trailers, ¿el film es para tanto? Pues, parafraseando al Leónidas del tebeo, sí niños, lo es. Es una película que vale cada euro gastado porque es de esas pocas que DEBE verse en una pantalla grande (y cuanto más grande mejor...la pantalla) si de verdad se quiere disfrutar de su IMPRESIONANTE aspecto visual, lo más destacable y logrado del film, ya que cada fotograma destila el trazo de Miller, la paleta de colores de Varley, convirtiéndose en una pesadilla ocre y beige, poblada por hombres perfectos y monstruos deformes, criaturas fantasmales, sumergidas en un ambiente tan sugestivo como sugerente. En este sentido, Snyder (con el total beneplácito de Miller, no olvidemos esto) no duda en potenciar la vertiente fantástica de la trama, incluyendo seres de nuevo cuño como el pseudo-orco que acompaña a los inmortales (y que proporciona, junto al primer combate que tiene Leónidas contra los persas (de una belleza hipnótica y una maestría técnica, combinando cámara lenta con rápida con normal, en una toma, apabullantes), una de las mejores escenas de lucha del film), el rinoceronte (algo lógico: si traían elefantes (que figuran en el original, nada de moda post-señor de los anillos), ¿por qué no un rinoceronte?), el ejecutor con hachas en las manos (en el cómic era simple y llanamente un verdugo de los de toda la vida) o la cabra (presente en la bacanal de Jerjes y que no desentona para nada con el ambiente), pero sin olvidar la vertiente humana, dando más protagonismo a algunos soldados espartanos (cuyas historias solo están mínimamente apuntadas en la novela) y sobre todo, humanizando a Leónidas, al potenciar los personajes de la mujer y del hijo (prácticamente inexistentes en el original), y creando un (para mí) bello contraste entre el Rey como padre y esposo y el Rey de Esparta que lidera a sus niños hacia la guerra. Aunque, dejando a un lado los méritos técnicos (efectos, maquillaje, vestuario, decorados, fotografía, montaje y efectos de sonido, Banda Sonora (ojito al Tyler Bates este, que puede resultar un auténtico revolucionario por su manera de entender el cine, mezclando en el score original instrumentos clásicos, étnicos, coros y hasta guitarras eléctricas. Una joyita...)), hay que destacar el excelente trabajo del reparto en especial el gran Gerard Butler, que carga con todo el peso de la trama de una manera ejemplar y se come la pantalla cada vez que sale, aunque otros actores como “el que se parece a Jared Leto” (según la Entidad Femenina) Dominic West, Lena Headley o Rodrigo Santoro no se quedan atrás. Mención especial a este último y su labor como Rey Jerjes, el papel más complicado de todos, que proporciona los momentos más hilarantes del film debido a su aspecto de reinona, sus gestos afeminados hasta el extremo y su voz de camionero con cáncer de pulmón (“una voz suave como el aceite caliente sobre cuero usado, y profunda como un trueno” la describe el cómic...aceite....ya), que nos deja pegados al asiento con la duda de si descojonarnos o no (“no es mi látigo lo que temen....(pausa valorativa)... sino mi poder diviiiiiiiiino”).


Pero si por algo se destaca “300”, la película, es por la labor de Zack Snyder como director, demostrando una maestría detrás de la cámara y un conocimiento de los recursos de los que dispone (presupuesto de 65 millones, y en EEUU, a día de hoy ya lleva recaudado 180. Alrededor del mundo más de 300...) que asusta si nos concienciamos de que es su segundo largometraje y que tan sólo tiene cuarenta y pocos años. Snyder maneja la cámara como nadie, mostrando un respeto reverencial hacia el cómic de Miller, pero sin que este coarte en ningún momento su libertad como director. Sí, hay escenas idénticas (todas las del lobo, los persas despeñándose por el barranco, Zeus recibiendo a los barcos persas, la escalada y visita al Oráculo, la “rendición”final del rey ante el “divino” Jerjes, Efialtes conversando con Leónidas...), pero, a diferencia de Rodríguez, a Snyder no le preocupa trasladar de manera enfermiza todas las viñetas a la pantalla grande (porque si haces lo mismo, para eso ya está el cómic, ¿no?), sino que homenajea a la obra según su prisma personal e intransferible. Aporta nuevos argumentos (el de la Reina Gorgo, el espeluznante árbol de los muertos...) que no desentonan con el espíritu de la obra. Si, pueden haber lecturas políticas, pero eso no es algo que la obra pretenda (ni que Snyder se invente tampoco en el film). Sí, puede haber cierta homosexualidad en algunos personajes (los dos guerreros espartanos, el propio Jerjes)...¿y? no veo el problema para convertirla en una mala película por eso. ¿Qué por estar rodada en estudio puede no tener “alma”? ¿Y entonces las primeras películas de la historia del cine, como Tarzán o esas, al estar rodadas en estudio tampoco tenían alma? En las críticas negativas a la película volvemos a lo dicho antes: si no quieres entrar en el juego que propone “300” (cómic y film), no te gustará, y probablemente lo acabes odiando, pero los que participamos del juego la disfrutamos como chiquillos, y es junto con “Apocalypto”, la mejor peli de lo que llevamos de 2007 (Actualización: "El Buen Pastor" y "Zodiac" están ya un peldaño por encima). Valiente, osada, violenta, machista, militarista...y brutal.


P.D. Snyder ya está escribiendo y eligiendo el casting de Watchmen...como salga como esta...uff, la baba mancha el tecla&/%$$zzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzz


"Viajero,ve y diles a los espartanos que aquí, por ley espartana, yacemos.”


“Marchamos. Desde la querida Laconia... nuestra sagrada Esparta...marchamos”


3 comentarios:

The Nobody dijo...

Ale! Me voy a apiadar de superman por una vez... Y como aquí no hay ningún "medasunpoquito" así soy prime! Que digo, que que gran película, espectáculo visual como se ve poco, aunque el argumento sea más simple que el mecanismo de un botijo, como quien dice, pero que en absoluto es un objetivo de la película. En fin un gran y divertido rato sentado en el asiento del cine.
Por cierto en el post sobre el comic no me di cuenta, pero ahora veo que estás dispuesto a ilustrar los blogs con dibujos propios... Mola! pero que no te quite tiempo para tareas más importantes (You know what xD) que si no Jasón se enfada xDD

Ich bin Sparta! (recuerdos del viaje a Berlin)

cataplaf dijo...

Weno, me arriesgaré a que tanto entidad femenina y entidad masculina ME COARTEN LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN y supongo q tb el resto de fans, tanto de la pagina como de la peli, pro weno, todo sea por la defensa de la libertad de expresión y el envío de "me das un poquito?": si tengo q ser sincera, no he visto el cómic antes q la peli, pro se cómo se desarrola tanto argumental como gráficamente, iwalmnt (y supongo q por fallo mío) esperaba demasiado de la peli y algo distinto, algo menos revolucionario (lo digo x la banda sonora principalmnt, aunq siempre es mejor q la música d fondo q ponen en las pelis tipo armagedon cuando caminan en cámara lenta los salvadores del mundo). No se, yo pienso q es original y fiel al cómic como lo hicieron, aunq a mi forma d verlo le hubiese qedado menos xocante d forma más tradicional, aunq así hubiese quedado tb tópico, pro weno, no se, es mi opinión.Sí m gustó la aparición de la mujer y la escena de las flexas y el despeñamiento de los soldados (pa mi las 2 mejores), en el sentido gráfico si q staba muy bien, sobretodo en el desarrollo y final de la peli.

cataplaf dijo...

Por cierto, muy original poner un dibujo tuyo, stá bien (aunq si m permites una pequeña observación, yo le disimularía un poco el efecto del ordenador, pro iwalmnt stá muy natural en cuanto a dibujo :D)